17 de Noviembre de 2018

Con un plan, somos protagonistas del cambio

Valora este artículo
(0 votos)

Por Francisco Cabrera. Por primera vez en décadas, el país tiene un plan y un equipo de trabajo llevándolo adelante. Desde el Estado debemos impulsar políticas sostenibles.

Hace 41 años nacía un proyecto que cambiaría la historia del periodismo argentino. La fuerza de un emprendedor único como Julio Ramos dio vida al diario económico protagonista de la vida política y económica del país hasta la actualidad.

Hoy, igual que entonces, necesitamos buena información y capacidad de análisis para entender los desafíos de una economía en transformación. Ámbito Financiero tiene un gran equipo que sigue enfrentando esa exigente tarea todos los días y nos ayuda a entender.

La Argentina vive una transformación única. Por primera vez en décadas, tiene un plan y un equipo de trabajo llevándolo adelante con el compromiso de todos los actores.

Desde el Estado, debemos impulsar políticas sostenibles que ayuden a generar empleo y reducir la pobreza.

Nuestra economía entró en un ciclo sólido de crecimiento. Tenemos un plan a largo plazo, con bases firmes que nos permitirá crecer 3% al año en las próximas dos décadas.

Lo llamamos Plan Productivo Nacional y tiene 8 pilares:

1. Mejor acceso a financiamiento. Sin acceso a crédito, era imposible crecer. Volvió el crédito hipotecario y de largo plazo para las familias y financiamiento productivo para las empresas. Estamos multiplicando opciones de financiamiento para emprendedores y mejorando las tasas para las pymes.

El BICE se transforma en un banco de desarrollo con foco en las pequeñas y medianas empresas.

2. Acuerdos productivos para la competitividad. Estado, empresas y trabajadores juntos para pensar las nuevas formas de trabajo, sin dogmatismos y con la obsesión de generar más empleo. Ya firmamos siete acuerdos: Vaca Muerta, Construcción, Automotriz, Motos, Textil y Calzado, Biotecnología y Energías Renovables. Y, mientras impulsamos el ordenamiento laboral en el Congreso, seguimos avanzando en mesas de trabajo de cada industria para que crezca en productividad y empleo.

3. Plan de infraestructura y energía. Estamos invirtiendo u$s33.000 millones en infraestructura de transporte para conectar el esqueleto productivo con rutas, trenes, aviones y puertos que bajan costos a toda la producción. La energía no puede ser un cuello de botella, por eso transformamos la matriz energética con el compromiso de llegar a 20% en renovables.

4. Innovación y tecnología. Para competir es fundamental sumar tecnología e innovación. Por eso, eliminamos los aranceles al ingreso de computadoras y notebooks y bajaron los precios y aumentaron las ventas. Las importaciones de bienes de capital aumentaron 22% en el primer semestre y 55% en julio: son las empresas que invierten para incorporar tecnología y capacidad de producción y así ser más competitivas.

5. Reforma tributaria. Por primera vez en décadas, comenzamos a bajar los impuestos. Las pymes se ahorraron $3.500 millones en los primeros 10 meses de la ley. También eliminamos los derechos de exportación y la industria se ahorró cerca de u$s4.000 millones en 18 meses. El Ministerio de Hacienda trabaja para construir un sistema tributario del siglo XXI que facilite la creación de empleo y la producción.

6. Defensa de la competencia. Clave para la economía de las próximas décadas. La Comisión Nacional de Defensa de la Competencia triplicó sus dictámenes y está trabajando con fuerza y autonomía para defender a las pymes y a los consumidores.

7. Integración inteligente al mundo. Cerrarnos al mundo sólo trajo atraso y pobreza. Para crecer de manera sostenida y generar empleos genuinos, tenemos que conquistar mercados. Mercosur, Alianza del Pacífico y Unión Europea son oportunidades para el talento argentino. El mundo que nos toca no es simple, los desafíos para el empleo son enormes. Los argentinos tenemos con qué competir.

8. Simplificar. Estamos digitalizando expedientes, haciendo trámites a distancia y superando todos los obstáculos de la burocracia. Un ejemplo es el de las Sociedades por Acciones Simplificadas, un nuevo tipo societario que permite crear una empresa en forma digital y rápida. Por menos trámites y tiempos, las empresas se ahorrarán $100 mil millones en los próximos dos años, equivalente a 1% del PBI.

Con un plan y el diálogo como principales herramientas, los argentinos somos capaces de impulsar el cambio. Tenemos grandes desafíos por delante. Necesitamos establecer consensos, fortalecer el compromiso y así avanzar hacia la Argentina que queremos y podemos construir juntos.

Francisco Cabrera es el ministro de Producción

Fuente: ambito.com

Comentario en Facebook

Copyright 2012 © - Todos los derechos Reservados | Design by ideas2.com.ar